Psiquiatra

Procedimiento en el Tribunal de Distrito de Ebersberg – Ebersberg

No, esto no es un déjà vu. Pero en el cuarto día de juicio en un caso que involucra a varios empleados de una tienda de ropa que presuntamente fueron acosados ​​sexualmente por su jefe, hay algunos temas y testigos conocidos.

Por un lado, según sus propias palabras, la empleada de toda la vida quedó “conmocionada” al enterarse de las denuncias contra el tendero. Como recordatorio: se dice que acosó sexualmente a casi todos los empleados de la sucursal durante años, ya sea a través de manoseos, comentarios sugerentes o mensajes de texto sugerentes. Sin embargo, la testigo, la cuñada del acusado, no sabía nada. En sus 13 años en la empresa, nunca se le acercó de ninguna manera y nunca notó nada.

La defensa dice que uno de los testigos es mentalmente inestable

Otros dos testigos relataron cómo conocieron a una de las dos mujeres que presentaron la denuncia en la ciudad al día siguiente de la supuesta agresión agravada en su contra. La reunión provocó discusiones sobre la pandemia de coronavirus.

La mujer a la que supuestamente se acercó había dicho previamente que no podía salir de la casa luego del incidente del día anterior. La declaración también es importante porque la defensa ha estado trabajando para pintar al testigo antes mencionado como mentalmente inestable desde el primer día de la audiencia, como una mujer abrumada por el miedo a la pandemia de coronavirus y otros aspectos de su vida. Bajo rendimiento en lugar de excelente.

El psiquiatra no preguntó detalles sobre el supuesto incidente

Una persona que debería poder juzgar es el psiquiatra de la mujer. ¿Qué le dijo ella sobre esto? ¿Qué tan creíble es su afirmación? Lamentablemente, estas preguntas, planteadas tanto por la acusación como por la defensa, siguen sin respuesta en gran medida.

El médico solo notó que sus pacientes le habían hablado de acoso sexual. No hizo más preguntas. “No soy criminólogo”, respondió a la primera pregunta escéptica y luego frustrada del fiscal. No estaría interesado en “detalles”, le parecía un voyeur. Sin embargo, según el psiquiatra, es muy consciente de que el trabajo de su paciente está “algo fuera de lugar”.

La defensa quería saber si el psiquiatra podía distinguir entre las causas de la depresión que diagnosticó: problemas familiares, problemas de dinero o genética, porque la madre de la mujer también sufría de depresión o presunto acoso sexual. “Tal vez juntos”, respondió el médico.

El fiscal resumió la situación a un testigo cuando salía del edificio: “Sigue siendo emocionante”. El segundo día de la audiencia está programado para el 4 de abril.

About the author

sildenafil00

Leave a Comment